martes, 19 de mayo de 2009

Juramento número uno:


Voy a prometerme ya
que
bajo ninguna circunstancia
van a conmoverme
los ojos de precipicio
de una mujer a media cuadra.


Porque ni la vida es tan hermosa
ni yo tan sensible.

4 comentarios:

Kyuuketsuki dijo...

O quizá si lo sea y todo tenga sentido.

Mireia, un gusto encontrarla por acá.

Abraham

CocodriloRojo dijo...

Donde habías estado?..

Miréia Anieva dijo...

Bien perdida en algún enamoramiento fugaz.

B. dijo...

Este está genial.
Genial en serio.
Un juramento que haré a mi mujer, ahora que estoy lejos y ella quisquillosa.
Saludos!